Diez pilotos a los que se les escapó la primera victoria

0
2


Después de salir desde la pole, y perder brevemente el liderato en favor de Carlos Sainz, de Ferrari, Norris volvió a situarse al frente y parecía tenerlo todo bajo control de cara al final.

Pero un chaparrón en los últimos compases de la carrera puso todo patas arriba en Sochi, y un error al permanecer con neumáticos lisos le salió caro.

La pista estaba demasiado mojada para los neumáticos de seco y, después de una vuelta muy lenta, Lando Norris se vio obligado a parar en pits a tres giros del final, lo que lo llevó a descender en el orden, donde finalmente terminó séptimo.

Norris no es el primer piloto de F1 -y casi seguro que no será el último- que ha visto cómo una primera victoria estaba a su alcance y se quedó con las manos vacías.

Aquí echamos un vistazo a 10 carreras famosas que podrían haber dado un primer triunfo a algunos nombres famosos…

Nigel Mansell – Gran Premio de Mónaco de 1984

Nigel Mansell, Lotus 95T

Nigel Mansell, Lotus 95T

Photo by: Motorsport Images

En atroces condiciones de humedad en Montecarlo, Nigel Mansell, piloto de Lotus, tomó la delantera de manos d Alain Prost, el hombre de la pole, en los primeros compases, liderando una carrera por primera vez en su trayectoria.

Sin mostrarse intimidado por la lluvia en las estrechas y reviradas calles del principado, Mansell se puso manos a la obra y empezó a ampliar su ventaja en unos dos segundos por vuelta.

Pero todo se torció unas vueltas más tarde, cuando Mansell perdió el control en la subida de la colina de Ste. Devote.

Al entrar en trompo, su alerón trasero se estrelló contra las barreras y, con ello, se evaporaron sus esperanzas de conseguir su primera victoria en la F1.

Ayrton Senna – Gran Premio de Mónaco de 1984

El ganador de la carrera, Alain Prost, McLaren, y Ayrton Senna, Toleman, con sus trofeos.

El ganador de la carrera, Alain Prost, McLaren, y Ayrton Senna, Toleman, con sus trofeos.

Photo by: Ercole Colombo

Esa misma tarde lluviosa ofreció la oportunidad a otro futuro campeón de conseguir su primera victoria, ya que Ayrton Senna se encontró sobre el final en condiciones de ganar la carrera.

Tras salir desde la 13° posición de la parrilla con su Toleman, Senna había escalado posiciones y se acercaba rápidamente al líder, Prost, a medida que las condiciones meteorológicas empeoraban.

Prost, consciente de la amenaza que se cernía sobre él, hizo un gesto a los comisarios para que detuvieran la carrera, ya que la bandera roja le garantizaría la victoria.

El comisario Jacky Ickx aceptó que se detuviera el Gran Premio y, aunque Senna había conseguido adelantar a Prost, las reglas dictaban que el resultado se tomaría desde la vuelta anterior.

Esto significó que Prost se llevó la mitad de los puntos por la victoria, y Senna tuvo que aceptar el segundo puesto.

Damon Hill – Gran Premio de Alemania de 1993

Damon Hill, Williams, GP de Alemania de 1993.

Damon Hill, Williams, GP de Alemania de 1993.

La primera temporada de Damon Hill con Williams comenzó con algunos podios decentes, pero esa victoria inaugural le fue esquiva durante un tiempo.

En su Gran Premio de Gran Bretaña, Hill estuvo muy cerca de alcanzar ese objetivo. Tomó la delantera sobre el hombre de la pole, Prost, en la salida y mantuvo la ventaja sobre el francés hasta la vuelta 41 de 59, cuando su motor se rompió.

Dos semanas más tarde, en Hockenheim, Hill parecía aún más preparado para la victoria cuando tenía una cómoda ventaja sobre Prost en la penúltima vuelta.

Pero cuando parecía que iba a ganar, su neumático trasero izquierdo se rompió y ni siquiera llegó a los boxes para cambiarlo.

También lee:

Jean Alesi – Gran Premio de Italia de 1994

Jean Alesi, Ferrari, lidera el GP de Italia de 1994.

Jean Alesi, Ferrari, lidera el GP de Italia de 1994.

Jean Alesi era el favorito de los tifosi en el Gran Premio de Italia de 1994 cuando consiguió su primera pole position.

Con una oportunidad de oro para conseguir su primera victoria después de tanta frustración en Ferrari, Alesi realizó una gran escapada en el reinicio (tras un accidente en la primera curva en el que se vio involucrado Johnny Herbert) para liderar sobre su compañero de equipo, Gerhard Berger.

Alesi se fue alejando al frente y, en el momento de su primera parada en boxes, tenía una ventaja de 11 segundos sobre Berger.

Pero todo se torció en un instante cuando, después de poner neumáticos nuevos y cargar combustible, la caja de cambios del francés falló cuando intentaba salir de los pits. Su carrera había terminado.

Jacques Villeneuve – Gran Premio de Australia 1996

El inicio del Gran Premio de Australia de 1996.

El inicio del Gran Premio de Australia de 1996.

Photo by: Motorsport Images

Jacques Villeneuve llegó a la F1 con Williams en 1996 en medio de una gran expectativa, ya que el equipo tenía muchas esperanzas puestas en el vigente campeón de la IndyCar y ganador de las 500 Millas de Indianápolis.

El canadiense no defraudó y consiguió la pole position en su primer gran premio en Melbourne, relegando a su compañero de equipo, Damon Hill.

En la carrera (que se reanudó tras la espectacular accidente de Martin Brundle), el dúo de Williams luchó duramente por la victoria.

Pero, a pesar de una salida de pista en la curva 1, Villeneuve parecía tener bajo control a Hill.

Eso fue hasta que una fuga de aceite cambió todo, frenando a Villeneuve y dejando el camino libre para que Hill pasara y negara a su compañero de equipo el galardón de una victoria en su debut en la F1.

Mika Hakkinen – Gran Premio de Luxemburgo de 1997

El inicio del Gran Premio de Luxemburgo de 1997.

El inicio del Gran Premio de Luxemburgo de 1997.

Mika Hakkinen había demostrado la creciente competitividad de McLaren-Mercedes con una pole position bien calculada en Nurburgring.

Fue su primera en la F1, la primera de McLaren desde Ayrton Senna en el Gran Premio de Australia de 1993, y la primera de Mercedes desde 1955.

Sin embargo, el objetivo principal era la victoria, y Hakkinen se dedicó a conseguirla: saliendo limpiamente desde la pole position y, a media distancia, aventajando a su compañero de equipo, David Coulthard, en más de 10 segundos.

Pero a pesar de que parecía que las cosas estaban bajo control, justo después de que Coulthard sufriera un fallo en el motor, la unidad de potencia de Hakkinen también se rompió, y con ella todas las esperanzas de victoria.

Juan Pablo Montoya – Gran Premio de Brasil 2001

Michael Schumacher, Ferrari F2001, batalla con Juan Pablo Montoya, Williams FW23 BMW.

Michael Schumacher, Ferrari F2001, batalla con Juan Pablo Montoya, Williams FW23 BMW.

Photo by: Motorsport Images

Juan Pablo Montoya llegó a la F1 procedente de la Serie CART (hoy IndyCar) con la reputación de ser un piloto aguerrido y emocionante para ver.

Y los espectadores tenían la esperanza de que el colombiano pudiera ser un rival para el reinado de Schumacher en la categoría.

En Interlagos, demostró todo lo que se esperaba de él cuando se lanzó por un adelantamiento sobre Schumacher llegando a golpear neumáticos entre sí en la primera curva tras la reanudación luego de un período coche de seguridad.

También lee:

Montoya tomó el liderazgo en esa maniobra y se dedicó entonces a aumentar su ventaja, y llegó a tener casi 30 segundos de diferencia al frente en el ecuador de la carrera.

Pero en la vuelta 39, el rezagado Jos Verstappen golpeó desde atrás a Montoya y dejó a ambos fuera de la carrera.

Kimi Raikkonen – Gran Premio de Francia 2002

Kimi Raikkonen, McLaren Mercedes MP4/17, se va ancho, Michael Schumacher, Ferrari F2002 lo adelanta.

Kimi Raikkonen, McLaren Mercedes MP4/17, se va ancho, Michael Schumacher, Ferrari F2002 lo adelanta.

Photo by: Rainer W. Schlegelmilch / Motorsport Images

Kimi Raikkonen había demostrado ser una sensación cuando llegó a la F1 en 2001, y no fue una sorpresa que McLaren lo contratara para 2002.

Aunque fue capaz de subir al podio en la primera mitad del año, sufrió muchos problemas de fiabilidad.

Pero en el Gran Premio de Francia, Raikkonen tenía todo lo necesario para conseguir una esquiva primera victoria.

En una carrera en la que la estrategia de neumáticos y combustible fue determinante, Raikkonen se puso al frente y, a cinco vueltas del final, parecía que todo estaba listo para el primer triunfo.

Pero, sin que el finlandés lo viera, el Toyota de Allan McNish sufrió un fallo de motor al entrar en la horquilla, dejando fluidos de su unidad de potencia sobre la pista.

Raikkonen tocó el aceite y se fue de largo, cediendo el liderato a un Michael Schumacher que lo perseguía y que se abrió paso a la salida de la horquilla.

Aunque Raikkonen se recuperó para terminar segundo, admitió después que fue la carrera más decepcionante de su vida.

Charles Leclerc – Gran Premio de Bahréin 2019

Charles Leclerc, Ferrari, tercero, en el Parque Cerrado de Bahréin.

Charles Leclerc, Ferrari, tercero, en el Parque Cerrado de Bahréin.

Photo by: Mark Sutton / Motorsport Images

Tras una impresionante temporada de debut con Sauber en 2018, se esperaba que el paso de Charles Leclerc a Ferrari para la siguiente temporada diera buenos resultados a largo plazo.

Pero pocos esperaban que las cosas empezaran con tanta fuerza cuando, en la segunda carrera de la temporada, consiguió su primera pole position.

Aunque se retrasó en la salida, el piloto monegasco pronto se recuperó para tomar la delantera de manos de su compañero de equipo, Sebastian Vettel, en la sexta vuelta.

Después de eso, Leclerc se puso manos a la obra y se alejó de los Mercedes de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas.

Eso fue hasta que Leclerc sufrió un problema en la unidad de potencia que cortó uno de sus cilindros, y su ritmo disminuyó.

No pudo evitar que Hamilton y Bottas lo adelantaran hacia el final y llegó a la meta en una decepcionante tercera posición.

George Russell – Gran Premio de Sakhir 2020

George Russell, Mercedes F1 W11, en los pits.

George Russell, Mercedes F1 W11, en los pits.

Photo by: Steve Etherington / Motorsport Images

Tras una llamada de última hora para sustituir a Lewis Hamilton, enfermo de coronavirus, George Russell aprovechó su gran oportunidad con Mercedes.

Luego de clasificarse en la primera fila, Russell arrebató el liderato a su compañero de equipo, Valtteri Bottas, en la salida, y parecía que iba a conseguir una victoria dominante.

Pero un coche de seguridad de última hora, provocado por el choque de Jack Aitken, su reemplazante en Williams para ese fin de semana, puso la carrera patas arriba.

Cuando Russell se dirigió a los boxes en busca de gomas nuevas, el equipo equivicó los neumáticos, lo que provocó una nueva parada para el británico.

Tras caer en el orden, Russell remontó y parecía que aún podía disputarle el liderato a Sergio Pérez.

Sin embargo, un pinchazo acabó con su ambición y una nueva parada lo dejó incluso sin podio, antes de finalizar en la novena posición.

El infortunio de Russell benefició a Pérez, ya que el mexicano consiguió su primera victoria en la F1.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here