nuevo peinado, gol clave y una curiosa confesión

0
7


Sigue buscando su mejor look. Insiste, lucha contra los vaivenes de su juego. Sabe que necesita pararse frente al espejo y ver que ahí está el mejor Jorge Carrascal. Las simpáticas trencitas que lució en Santiago del Estero forman parte de ese proceso de encontrarse con su mejor versión y el nuevo peinado le vino bien: el colombiano volvió a convertir y con la buena conducta que mostró en los 75’ que estuvo en la cancha le retribuyó la confianza a Marcelo Gallardo, que apostó por su pase fino y su movilidad a pesar de que estaba al límite de amarillas pensando en el superclásico.

Mirá también

El festejo de Carrascal tras el 1-0 (Fotobaires).

El festejo de Carrascal tras el 1-0 (Fotobaires).

El nivel superlativo de Álvarez y el nuevo dibujo de MG con dos delanteros provocó que Romero sea alternativa desde el banco y que el 10 tenga la oportunidad de afianzarse. Enfocado en ser más simple desde la elaboración y dosificar lujos para ser efectivo con los pases y el control de la pelota, tips que le remarca una y otra vez el Muñeco, Carrascal empezó a mostrar una faceta que estaba oculta.

Mirá también

Ante Sarmiento, JC volvió a convertir después de 256 días y se soltó: con su buena definición de derecha tras la recuperación de Julián alimentó sus estadísticas y ya lleva tres goles en los últimos cinco partidos (ocho en total desde su llegada al club en 2019).

Mirá también

El festejo de Carrascal con Alvarez tras el 1-0 (Fotobaires).

El festejo de Carrascal con Alvarez tras el 1-0 (Fotobaires).

Con las trenzas al viento, Carrascal intenta soplar en la misma dirección. Antes de ganarle el duelo a Rigamonti y de festejar el 1-0 parcial se había apurado con un derechazo que se fue desviado. Y si bien en la acción previa al 2-0 no tomó la mejor decisión a la hora del pase, el 9 le sacó agua a las piedras al rebote en un defensor con su tremendo bombazo.

Mirá también

De cara a lo que será su quinto duelo ante Boca con el CARP, el volante deberá tratar que esos chispazos se conviertan en llama en lo que será una prueba de fuego para su futuro. Con el condimento de que el Monumental tendrá poco más de 36 mil hinchas, es consciente de que Gallardo sigue apostando por él, pero por otro lado tendrá la gran oportunidad de seducir, de una vez por todas, a la gente de River y de cambiar los murmullos por aplausos.

Mirá también

“Estoy muy feliz por el gol, no fui amonestado y voy a poder jugar el próximo partido sin preocupaciones y estoy muy feliz por el gol. Hace varios días venía pensando en eso, estaba más pendiente en la amarilla que en el partido.Fue una gran prueba para saber qué medida uno toma dentro del campo. Contra Boca va a ser un lindo partido”, reconoció tras el encuentro, con la ilusión de que su nuevo look sea el de la ansiada consolidación.

El gol de Carrascal a Central Córdoba

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here