“Me mata no jugar, me mata ser suplente”

0
42



Nada de make up: Lisandro López apeló a la extrema sinceridad. “No les voy a mentir a los bosteros…”, advirtió segundos antes de expresar esas sensaciones que hasta anoche estuvieron contenidas en ese desconocido lugar detrás de la consciencia.

El defensor de Boca volvió a la titularidad en Tucumán. Y cumplió: marcó en modo #9: mediavuelta en el área y remate para abrir el score y dejó, además, mano a mano a Orsini en una jugada que pudo haber terminado en gol. Un rol ofensivo que complementó con firmeza en la marca aun al cortar lejos y que apenas se empañó por esa carambola que terminó en gol en contra…

“Estoy contento por el gol. Me voy un poco triste por el que marqué en propia meta: les pido disculpas a mis compañeros y a los hinchas… Me falta ritmo futbolístico pero es normal por no jugar seguido. Sin embargo, estoy agradecido porque Seba (Battaglia) me puso y pude ayudar al equipo”, se explayó López.

Y, luego, profundizó su análisis respecto a la falta de oportunidades que está teniendo. Una situación que decantó específicamente por dos factores: la buena performance de la dupla titular (Cali Izquierdoz-Marcos Rojo) y la falta de una tercera competencia que propicie un escenario de mayor rotación.

Licha López y lo duro que le resulta no jugar

“Entreno siempre para estar. Para jugar. Seba sabe bien que estoy para cuando me necesite”, planteó el zaguero. “Me mata no jugar, me mata sentarme en el banco y ver a mis compañeros dejando todo… Lo hago con mucho respeto, con mucho trabajo. Y estoy feliz por haber vuelto a jugar”, arrancó.

“Battaglia sabe bien que a mí no me da igual no jugar como a otros jugadores. Que me pone triste no jugar”, completó su catarsis televisiva después del 2-1 ante Atlético Tucumán, en el que fue su tercer encuentro firmando planilla entre los once el semestre.

Para un jugador habituado a tener continuidad -en contraste: 15 partidos en la primera mitad de 2021- el esperar una chance desde afuera, aclaró, no resulta sencillo.

¿Si la celebración mostrando la número 2 fue una forma de bajar un mensaje? “Vengo trabajando muy bien, los centrales que vienen jugando están teniendo un excelente nivel. El técnico sabe que estoy para cuando me necesite”, repitió, sin desviarse de su respetuosa postura, aunque al mismo tiempo expresando lo que siente. Lo que piensa. Marcando la cancha.Sin make up.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here